Enfermedad de Alzheimer – ¿Qué hay en el horizonte para este trastorno debilitante?

La enfermedad de Alzheimer es la causa más común de demencia en la vejez. Con ninguna cura disponible, se está convirtiendo en una causa creciente de muertes en el mundo. Los científicos están centrando sus esfuerzos en el desarrollo de métodos de diagnóstico y tratamientos para prevenir la demencia.

Enfermedad de Alzheimer

Enfermedad de Alzheimer , ¿que es?, tratamientos, avances…

La enfermedad de Alzheimer es la causa más común de demencia. Causa daño cerebral progresivo, afecta la memoria y la capacidad para realizar las actividades del día a día.

Más de 36 millones de personas en el mundo sufren de esta enfermedad.

Múltiples estudios han investigado los factores de riesgo y las causas de esta patología, pero hasta la fecha no existe una cura definitiva para esta enfermedad.

¿Qué sucede con el cerebro en la enfermedad de Alzheimer?

Los estudios sobre los cerebros de las personas con enfermedad de Alzheimer muestran la deposición de placas de la proteína β-amiloide en entre las células nerviosas, así como la formación de los llamados ovillos neurofibrilares hechas de proteínas tau dentro de las neuronas del cerebro. Estos depósitos de proteínas interrumpen la comunicación célula a célula en el cerebro y causar la degeneración neuronal resultante en la demencia.

Mientras que la deposición de amiloide en el cerebro es totalmente patológico, las proteínas tau es componente normal de las células que ayudan a la comunicación entre las células del cerebro y el transporte de sustancias dentro y fuera de las células. La deposición anormal y excesiva de las proteínas tau en forma de ovillos interrumpe el mecanismo de transporte y la causa demencia. Los depósitos también estimulan el sistema inmune e iniciar los cambios inflamatorios que establecen una cascada de reacciones que conducen a la degeneración de las células cerebrales.

Estas son las teorías comúnmente aceptadas que explican la patología de la enfermedad de Alzheimer. Sin embargo, la causa definitiva de la enfermedad aún no se ha establecido. Los estudios demuestran que muchas personas con depósitos de amiloide en el cerebro no muestran ninguna alteración cognitiva, incluso en su vejez. De este modo se demuestra que la mera presencia de proteínas amiloideas no causa los problemas de aprendizaje y memoria, aunque todos los pacientes diagnosticados con la enfermedad de Alzheimer tienen estos depósitos en el cerebro. Algunos estudios implican los oligómeros solubles (los componentes más pequeños de β-amiloides) que flotan libremente en el fluido cerebro y no a las placas de amiloide en la patogénesis de la enfermedad de Alzheimer. Los investigadores especulan que estos oligómeros se pueden unir a las placas y las placas atan los oligómeros hasta que se alcanza cierto nivel. Cuando se supera este nivel, oligómeros son puestos en libertad para flotar en el fluido cerebroespinal que resulta en daño de las células cerebrales.

¿Por qué es difícil para tratar la enfermedad de Alzheimer?

No existe una prueba específica que se puede detectar la presencia de esta condición. En realidad, es un diagnóstico de exclusión. El curso lento y progresivo de la enfermedad y su presentación multifacética hace que el diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer difícil. Cuando se observa la demencia en un paciente, el siguiente paso consiste en descartar las diversas causas de la demencia para reducir el diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer.

Por el momento se confirmó el diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer, el paciente habría sufrido daño cerebral considerable e irreversible.

¿Qué estrategia de tratamiento está actualmente disponible para este trastorno?

Medicamentos aprobados por la FDA disponibles en la actualidad tienen como objetivo aliviar los síntomas y mejorar la calidad de vida en los pacientes con este trastorno debilitante. Algunos productos a base de hierbas y suplementos dietéticos para controlar o prevenir la enfermedad están disponibles en el mercado, pero no se estudian suficientemente, y su seguridad y eficacia aún es cuestionable. Aunque una gran cantidad de nuevos fármacos para controlar la progresión de la enfermedad están ahora bajo investigación clínica, que son, ya sea en las primeras etapas de desarrollo o no realizan hasta la marca en los ensayos a gran escala. Los principales tratamientos en el tiempo presente incluyen terapias de apoyo proporcionados por los profesionales sanitarios y los cuidadores.

Los avances recientes en el diagnóstico, tratamiento y control de la declinación cognitiva

Aunque el control de la progresión de la enfermedad se considera muy difícil, varios estudios sugieren que se puede reducir el riesgo de desarrollar la enfermedad de Alzheimer o demorar su progreso al reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, la obesidad y la diabetes. Sin embargo, muchos factores de riesgo para la enfermedad de Alzheimer (tales como las variaciones genéticas y los antecedentes familiares de la enfermedad) están fuera de control.

Los científicos dicen que por ahora, ningún resultado positivo a partir de los intentos de controlar o prevenir la enfermedad se puede esperar que sólo con el inicio temprano de la intervención, de preferencia antes de la aparición de la enfermedad.

Ahora es posible identificar quién desarrollará los años de enfermedad antes de la aparición del daño cerebral

Un análisis de sangre que puede predecir el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer en una persona incluso antes de la aparición de los síntomas fue ideado recientemente. Los investigadores de la Universidad de Georgetown en Washington DC detectan el agotamiento de los 10 principales productos químicos (lípidos) que se asociaron con el desarrollo de deterioro cognitivo en la muestra del estudio. Los investigadores creen que los cambios en los niveles de estos metabolitos se producen por lo menos 2-3 años antes del desarrollo de la enfermedad de Alzheimer y por lo tanto esta prueba, una vez aprobado, debe servir como un medio muy eficaz para detectar pacientes propensos al desarrollo de este trastorno .

Nuevas modalidades de tratamiento se están investigando en la actualidad

Varios estudios indirectos ya han propuesto un efecto beneficioso de la cafeína en disease.A investigación reciente de Alzheimer ha probado experimentalmente este efecto de la cafeína. Los científicos han obtenido resultados positivos en estudios con animales y la nueva clase de drogas, si pasa más ensayos, serviría como una prometedora modalidad de tratamiento para la enfermedad de Alzheimer.

– También te va a interesar: Nutrición para adultos y adultos mayores

– También te va a interesar: Dietary Supplement: Hombres vs. Mujeres

Se están realizando estudios para desarrollar nuevas moléculas terapéuticas por un método llamado topología molecular.

Nuevos medicamentos impedirían la formación y la deposición de proteínas beta-amiloides en el cerebro.

Topología molecular permite el desarrollo de compuestos que pueden tratar la enfermedad a través de un enfoque multidimensional. Los investigadores sugieren que a través de esta técnica de nuevos fármacos que puedan dirigirse a múltiples patologías de la enfermedad se pueden desarrollar.

Aunque se centra en el efecto perjudicial de las proteínas tau en la transmisión neuronal, los científicos también han desarrollado anticuerpos que actúan específicamente contra los oligómeros tau que causan deterioro conductual y cognitivo perdonarán las proteínas tau normales. Esta investigación se llevó a cabo en animales y se necesitarán más ensayos para su aprobación. Estos anticuerpos se han propuesto para servir como una estrategia de inmunización pasiva para la enfermedad de Alzheimer. Varios otros estudios se están realizando en todo el mundo para desarrollar una modalidad de tratamiento definitivo para esta enfermedad.

La enfermedad de Alzheimer es un reto tanto para los pacientes afectados y las personas que los rodean. Muchos estudios actuales tienen como objetivo desarrollar los tratamientos para este trastorno. Sin embargo, se necesitaría mucho tiempo para desarrollar nuevos conceptos en las drogas reales. Hasta entonces, el apoyo y la asistencia prestada por los cuidadores, consultas regulares con el proveedor de atención médica y el uso regular de medicamentos prescritos ayudarían a mejorar la calidad de vida de las personas afectadas por la enfermedad.

Deja un comentario