Estreñimiento, dieta y tratamientos más efectivos

El estreñimiento es una de las quejas más comunes en la consulta al médico. Más frecuente en mujeres, su tratamiento requiere en muchas ocasiones el uso de laxantes o la ingesta de suplementos de fibra.

Estreñimiento, dieta y tratamientos más efectivos

Estreñimiento, dieta y tratamientos
más efectivos

El tratamiento del estreñimiento crónico comienza con modificaciones del estilo de vida, en su caso, con terapia con fibra. El mejor alimento para el estreñimiento es el que tiene alto contenido de fibra y esto incluye frutas, verduras, legumbres y granos enteros.

Una persona se dice que está estreñida si están presentes durante al menos 3 meses consecutivos, dos o más de los siguientes síntomas:

  • Forzando más del 25% del tiempo durante el movimiento intestinal.
  • Las heces duras más del 25% del tiempo.
  • Evacuación incompleta más del 25% del tiempo durante los movimientos intestinales.
  • Menos de 3 deposiciones por semana.
  • Sensación de obstrucción anorrectal en más del 25% de las deposiciones
  • Evacuaciones con ayuda manuales para facilitar el proceso en más del 25% de las deposiciones

Esta definición proporciona criterios para (auto)diagnosticar el estreñimiento funcional, aquel sin ninguna causa subyacente. Sin embargo, el estreñimiento también puede considerarse como un efecto secundario motivado por una variedad de causas entre las que se incluyen anomalías estructurales, determinadas condiciones médicas o la ingesta de medicamentos, entre otras.

Tratamientos para el estreñimiento

Si el estreñimiento es de carácter secundario, la causa subyacente es tratada o eliminada, mientras que el tratamiento del estreñimiento funcional se clasifica como sigue:

Medidas generales

  • Tranquilícese, tomarse la vida con filosofía
  • Modificaciones de estilo de vida
  • Apoyo psicológico
  • El aumento de la ingesta de líquidos
  • Cambios en la dieta y el aumento de la ingesta de fibras

Terapia específica

  • Los suplementos de fibra
  • Laxantes osmóticos
  • Los laxantes estimulantes
  • Los ablandadores de heces y emolientes
  • Enemas y supositorios
  • Los agentes procinéticos

Otras formas de terapia

  • Formación de defecación
  • Biofeedback anorrectal
  • Acupuntura
  • Cirugía

En una persona aquejada de estreñimiento, primero debe descartarse que se trate de estreñimiento de origen secundario. Una vez descartado, se le diagnostica un estreñimiento funcional. El tratamiento del estreñimiento funcional comienza con ciertas medidas generales como las que se mencionan anteriormente, además del uso de laxantes, los cambios en la dieta (como una mayor ingesta de fibra) y el aumento de la ingesta de líquidos. Estas últimas son las tres medidas principales que se aconsejan a todos los pacientes como el primer paso en el tratamiento del estreñimiento.

Los laxantes para tratar el estreñimiento

Las causas más habituales de consumo de laxantes son: el estreñimiento, la preparación de los intestinos para exámenes médicos o un procedimiento quirúrgico, y el tratamiento de problemas del tracto intestinal.

Los laxantes estimulantes se presentan en múltiples formatos, como tabletas, gránulos, polvos, supositorios o bebidas. El médico o farmacéutico pueden recomendar laxantes formadores de volumen, tabletas de bisacodilo, aceite de ricino, diferentes supositorios, preparaciones senna o cáscara sagrada, entre otros.

Antes del consumo de cualquier sustancia laxante, asegúrese de leer cuidadosamente las instrucciones del producto y seguirlas metódicamente. No tome laxantes más de lo que le sea recomendado por su médico, farmacéutico y/o fabricante del producto.

En la mayoría de los casos, los laxantes estimulantes se toman antes de ir a dormir, junto con un vaso lleno de agua clara. En general, los laxantes necesitan varias horas para aumentar los movimientos intestinales, por lo que los primeros resultados se producirán a la mañana siguiente.

A veces, los laxantes pueden tardar más tiempo en causar efecto. No hay que alarmarse si no se tiene evacuaciones por 24 horas después de tomar el medicamento, puede ser completamente normal y depende de cada persona

Los laxantes formadores de volumen consiguen acelerar el tránsito intestinal en unas 12 a 24 horas, ya que aumentan el volumen de las heces con el fin de que las deposiciones sean más frecuentes, por lo que es una manera efectiva de reeducar un intestino vago. Uno de los laxantes más usados y realmente efectivos es Plantaben, de venta libre sin receta y que contiene cutícula de semillas de Plantago ovata.

De efecto más rápido es el aceite de ricino, por lo que no se recomienda tomarlo antes de acostarse. Los médicos y los farmacéuticos aconsejan que primero se enfríe en la nevera y beber zumo de naranja para neutralizar el mal sabor y olor del aceite.

Efectos secundarios de los laxantes

Existen efectos habituales por el consumo de laxantes, como por ejemplo el color oscuro de la orina si usa senna o cáscara. Sin embargo, informe inmediatamente a su médico si comienza a padecer: náuseas, vómitos, diarrea, calambres abdominales o irritación intestinal.

Deje de usar laxantes inmediatamente y acuda a un médico si experimenta: dolor, cansancio, calambres graves, sangrado rectal o sangre en las heces.

Medidas de precaución

Antes de consumir laxantes, informe a su médico o farmacéutico acerca de los medicamentos y suplementos que usted ha estado utilizando y sobre sus condiciones médicas actuales y pasadas (como el embarazo y la lactancia).

Los laxantes estimulantes no deben consumirse por largos periodos de tiempo, ya que existe una elevada posibilidad de desarrollar dependencia.

No suministre laxantes estimulantes para niños menores de 10 años.

No use laxantes si usted es alérgico a alguno de sus componentes.

Si va a usar bisacodilo, tenga en cuenta que produce reacción con la leche y con medicamentos antiácidos, y por lo tant,o no debe usarlos juntos o dejar un espacio de tiempo entre ambos de al menos 1 hora. Aun así es conveniente preguntar a su médico o farmaceutico para garantizar su bienestar.

Consejos adicionales

Los médicos suelen recomendar una dieta alta en fibra, mucho líquido y actividad física regular a los pacientes que sufren de estreñimiento. Todas estas acciones han demostrado ser útiles para estos pacientes.

El contenido de fibra de los alimentos y los movimientos del intestino

El mejor alimento para el estreñimiento es el que tiene alto contenido en fibra. El concepto de la deficiencia de fibra dietética que contribuye al estreñimiento, fue propuesto a principios de los años ‘70. Desde entonces, los estudios han demostrado que el aumento de la ingesta de fibra alivia el estreñimiento. Cada gramo de fibra de trigo ingerido da unos rendimientos de 2,7 g de heces expulsadas.

La fibra dietética resulta ser eficaz en el alivio del estreñimiento leve y moderado, pero no el estreñimiento severo. La ingesta mínima de fibra dietética para ayudar a los movimientos del intestino debe ser de 12 g diarios. Se debe recomendar a todas las personas con estreñimiento que inicialmente aumenten su ingesta de fibra dietética ya que es la forma más directa, fisiológica y simple de tratamiento. Es recomendable aumentar el consumo de pan de trigo integral, cereales no refinados, muchas frutas y verduras.

Debido a los efectos secundarios, especialmente durante las primeras semanas de tratamiento, finalizar un tratamiento de suplementos de fibra es difícil, y el índice de abandonos es muy alto, debido a los efectos secundarios, entre los que se incluye la distensión abdominal, flatulencia y el dolor abdominal.

Para mejorar la adherencia, los pacientes deben ser instruidos para aumentar su ingesta de fibra dietética gradualmente durante varias semanas a razón de unos 20-25 g por día. La proporción para una persona adulta debe rondar el gramo de fibra por cada 100 calorías de los alimentos que consume. Si los resultados de la terapia son decepcionantes, los suplementos de fibra envasados comercialmente deben tenerse en consideración.

Como apunte, señalar que la fibra presente en la dieta puede ser fibra soluble o insoluble. La fibra soluble absorbe agua y forma un gel como sustancia y hace que las heces se ablanden. La fibra insoluble no absorbe agua y sólo aumenta el volumen de las heces. Ambos tipos de fibras están presentes en todos los alimentos vegetales.

Como complemento a estos tratamientos, junto con la fibra se debe beber mucha agua, de lo contrario la fibra por sí sola, puede conducir al agravar el estreñimiento.

Dieta para aliviar el estreñimiento

Los mejores alimentos para el estreñimiento son aquellos con alto contenido de fibra que contribuyen a aumentar el volumen de las heces. Tanto los alimentos que contienen alto contenido de fibra, como los suplementos de fibra, aumentan la retención de agua, lo que lleva a una consistencia de las heces más suave, el aumento del volumen de las heces y el incremento de la motilidad del intestino. Las frutas, verduras, legumbres y granos enteros son ricos en fibra.

Los mejores alimentos para el estreñimiento son:

Frutas

Se debe comer por lo menos 3 o más frutas todos los días para tener buenos movimientos intestinales. Las frutas enteras con la piel tienen mayor cantidad de fibra que la fruta pelada.

Los frutos que son ricos en fibra son:

  • Dátiles
  • Ciruelas
  • Plátanos
  • Uvas
  • Prunas
  • Papayas
  • Melocotones
  • Albaricoques
  • Piñas
  • Peras

Hortalizas y legumbres

  • Frijoles
  • Brócolis
  • Repollos
  • Espárragos
  • Chícharos
  • Zanahorias

Los cereales integrales

  • El arroz integral
  • Cebada
  • Mijo

Los remedios caseros más destacados

Ciruelas pasas

Generalmente, los médicos aconsejan a los pacientes afectados por estreñimiento comer ciruelas o beber zumo de ciruela para conseguir alivio. Es uno de los remedios caseros más populares. Las ciruelas pasas o ciruelas deshidratadas, son ricas en fibra, vitamina A y potasio. Una porción de un cuarto de taza de ciruelas pasas proporciona 12% de la ingesta diaria recomendada de fibra. Las ciruelas pasas contienen fibra soluble e insoluble, por lo tanto las ciruelas pasas son, la primera elección en el tratamiento del estreñimiento.

Linaza

También conocidas como semillas de lino, son diminutas semillas que al mismo tiempo son una gran fuente de fibra, ácidos grasos omega 3, vitaminas y minerales, por lo que se pueden tomar para aliviar el estreñimiento. Estos están disponibles en cualquier tienda de comestibles.

Peras

Las peras son una excelente fuente de fibras y vitamina C. El zumo de pera normalmente se administra en forma de remedio casero para el estreñimiento, ya cuenta con un alto contenido fibra insoluble.

Manzanas

El zumo de manzana también es un remedio casero común para el estreñimiento. La pectina que está presente en altas cantidades en la manzana aumenta el volumen de las heces y ayuda a los movimientos intestinales.

Bananas

Los plátanos maduros alivian el estreñimiento. Contienen gran cantidad de pectina, que ayuda a los movimientos de los intestinos y a aliviar el estreñimiento. Pero hay que recordar que los plátanos verdes se deben evitar porque contrariamente pueden causar estreñimiento. Uno o dos plátanos amarillos maduros por día son suficientes para conseguir buenos movimientos intestinales.

Cereales de grano entero y salvado

Estos cereales son ricos en fibra y ayudan a acelerar los movimientos del colon y a aumentar la producción de heces y la frecuencia de movimiento del intestino. Uno de los remedios caseros comunes para combatir el estreñimiento es el pan de trigo integral, en diversos formatos, como los molletes hechos con trigo integral o de salvado, galletas de avena, galletas de trigo integral, etc. Y finalmente, las semillas de plantago ovata, son grandes fuentes de fibra y resultan muy eficaces en el tratamiento del estreñimiento.

Deja un comentario