Síndrome de Alicia en el país de las maravillas

“Alicia en el país de las maravillas” es una historia popular sobre una muchacha joven que experimentó con frecuencia cambios metamórficos en sí y en su ambiente. Estos cambios incluyen cambios en el tamaño, distorsiones en su entorno físico, distorsiones en el tiempo y otras experiencias inusuales que involucran sus percepciones y emociones. Su historia no es única, ya que algunos médicos han informado que los pacientes jóvenes han experimentado lo que ahora llaman el síndrome de Alicia en el país de las maravillas (AWS, por sus siglas en inglés)

Síndrome de Alicia en el país de las maravillas

Síndrome de Alicia en el país de las maravillas

AWS fue informado por primera vez en 1955 por un psiquiatra británico llamado Dr. John Todd, quien señaló que algunos de sus pacientes que sufrían de migrañas severas también experimentaron diversas distorsiones en la percepción que eran similares a las descritas en el cuento de hadas. Los síntomas de la condición incluyen:

  • Distorsiones visuales que hacen que las cosas parezcan más pequeñas o más grandes de lo que realmente son. Las cosas también pueden parecer estar más cerca o más lejos de la persona
  • Distorsiones corporales, que hacen sentir que sus cuerpos o parte de sus cuerpos, se han encogido o aumentado
  • Las distorsiones del tiempo, que hacen que las cosas parezcan moverse más rápido o más lentamente, pueden incluir sensaciones de oír palabras que se hablan más rápido o más lentamente
  • Distorsiones en la percepción del sonido, textura, gusto, olor o posición
  • Otras experiencias emocionales, como el miedo
  • Alucinaciones visuales y auditivas

Los pacientes por lo general no tienen antecedentes previos de traumatismo craneal, trastorno psiquiátrico, epilepsia, uso de drogas u otros trastornos del sistema nervioso.

ME GUSTA LO QUE VEO

Un estudio en el que participaron 20 pacientes con edades comprendidas entre los 4 y los 16 años, informó que la mayoría de los niños experimentaron episodios múltiples que duraron unos pocos minutos cada día. Los investigadores informaron que la mayoría de estos casos estaban relacionados con una infección viral y migrañas entre otros, aunque algunos se debieron a toxinas o epilepsia. Algunos científicos creen que hay un componente genético involucrado, especialmente en aquellos que experimentan migrañas. Hay muy pocos informes sobre esta condición, pero algunos investigadores creen que puede haber muchos más pacientes que no informan o buscan la consulta para su condición. No muchos médicos son conscientes de la condición, ya que no es común, pero para aquellos que han examinado a estos pacientes, muchos creen que es una condición benigna (no grave) que es probablemente una variante de las migrañas. Las pruebas de imagen del cerebro parecen normales, aunque algunos pacientes muestran algunos cambios electrofisiológicos, lo que sugiere la posibilidad de convulsiones (epilepsia).

En la mayoría de los casos, los síntomas de AWS se resuelven espontáneamente sin tratamiento, aunque en algunos, los síntomas persisten, mientras que otros desarrollan migrañas. No hay un tratamiento específico para el AWS, pero algunos han tratado de usar analgésicos, betabloqueantes y fármacos antiepilépticos para las migrañas. El manejo del estrés también es importante, ya que el estrés es un factor desencadenante común para la mayoría de las personas que sufren ataques de migraña. Vivir un estilo de vida saludable, utilizando técnicas de relajación, evitar la fatiga, reducir el ruido ambiental y evitar luces brillantes puede ser útil.

Algunos autores sugieren que se deben realizar más estudios en pacientes que presentan síntomas , para descartar causas orgánicas o psiquiátricas, que pueden necesitar tratamiento específico.

Deja un comentario