Trastornos Neurológicos en niños

“Los niños son los mejores pensadores”, la gente tiende a decir. Sin embargo, al igual que los adultos, hay algunos trastornos cerebrales que son comunes en los niños; ya sea congénita o adquirida.

Trastornos Neurológicos en niños

Tipos de Trastornos Neurológicos en niños


Todos los niños se desarrollan a ritmos diferentes y la velocidad, algunos más rápido o más lento de lo habitual. Y esto es perfectamente normal, incluso dentro de la misma familia. Sin embargo, existen algunos trastornos neurológicos que pueden afectar el desarrollo del niño en todas las áreas, incluyendo el motor, el lenguaje, el aprendizaje y la cognición. Tales trastornos neurológicos pueden afectar a cualquiera de todo el sistema del cuerpo, o ser focalizado sobre el sistema nervioso, donde la mayor parte del daño se nota.

Muchos trastornos neurológicos en los niños son congénitas, lo que significa que se desarrollan en el útero y el niño nace con el trastorno.

Algunos otros pueden ser hereditarias y se manifiestan sólo más tarde en la vida, y, finalmente, algunos trastornos pueden ser adquiridas secundarias a la exposición ambiental o trauma. Como alternativa, los trastornos neurológicos en los niños se pueden clasificar en función del tipo de trastorno, o en función de su origen.

Tipos de Trastornos Neurológicos en Niños

Retraso en el desarrollo (Discapacidad Intelectual)

Un retraso en el desarrollo puede afectar a uno (o más) de las 5 áreas principales de desarrollo: el lenguaje o el habla, la visión, el movimiento (habilidades motoras), pensamiento (habilidades cognitivas) y las habilidades sociales. Sin embargo, en algunas enfermedades más de una zona se ve afectada. El autismo es una enfermedad común que ilustra retraso en el desarrollo en los niños. Los niños que son autistas tienen pobres habilidades sociales y no para mostrar la conexión emocional con sus compañeros y séquito. Sin embargo, se cree que tienen un buen intelecto, a pesar de que su principal reto es expresar que la inteligencia. Una forma similar pero menor de autismo es el Síndrome de Asperger en el que las características son menos pronunciadas y el niño afectado es un poco más socialmente inmerso.

Aunque el autismo y síndrome de Asperger son causadas de retraso en el desarrollo parcial, algunas otras condiciones comúnmente encontradas pueden ser considerados responsables de un retraso en el desarrollo más global (que afecta a todas las 5 áreas de desarrollo). En la parte superior de la lista, tenemos el síndrome de Down (trisomía 21) que es causada por un cromosoma extra-numerario en el par 21 st. También podríamos mencionar el síndrome de X frágil, que es un trastorno hereditario causado por un defecto en el brazo corto del cromosoma X. Síndrome de Alcoholismo Fetal (causada por el consumo de alcohol durante el embarazo) también es una causa común de retraso global del desarrollo con retraso mental pronunciado. Los niños con este síndrome tienen determinados rasgos faciales como surco nasolabial liso, labio superior delgado, puente nasal bajo, fisuras palpebrales cortas, cara aplanada y anomalías del oído menores. Estos son facies característica de esta enfermedad.

Trastornos del Movimiento

Los trastornos del movimiento son un grupo de trastornos neurológicos caracterizados por anormalidades en la calidad, la velocidad, el tiempo y la sincronización de los movimientos cuando se ejecutan. En los niños (e incluso en adultos), se ha establecido por investigadores que casi (si no) todos los trastornos del movimiento se producen secundaria a un defecto o una lesión en los ganglios basales; que es el centro del cerebro responsable de la ejecución movimiento y la coordinación. En los adultos, por ejemplo, trastornos del movimiento como la enfermedad de Parkinson vástago de los ganglios basales.

Cuando se trata de niños, los trastornos son en su mayoría nombrados basado en el tipo de defecto que se observa.

Por ejemplo, podría tener un caso de un niño que sufre de distonía que se refiere a las contracciones musculares sostenidas que conducen a la postura anormal. Otro trastorno del movimiento común es coreoatetosis (movimientos irregulares con torsión y la escritura de las manos y pies). Los niños afectados con faringitis estreptocócica o la amigdalitis también podrían desarrollar una condición llamada Danza de San Vito, que es una secuela de la infección por estreptococos que afectan a los ganglios basales.

Enfermedades metabólicas de origen genético

Las enfermedades metabólicas de origen genético podrían causar efectos sistémicos, apuntando a todas las partes del cuerpo. En general, estas enfermedades son causadas por la deficiencia o la falta de una enzima específica que se supone para catalizar el metabolismo de un producto a otro. Como resultado, el producto original termina la construcción en nuestros orgánulos celulares, causando defectos microscópicos con efectos macroscópicos.
Las complicaciones cerebrales más comunes de las enfermedades metabólicas de origen genético son las convulsiones, retraso del desarrollo, retraso del crecimiento, debilidad muscular y el metabolismo de la glucosa.

Ejemplos de enfermedades metabólicas genéticas son la fenilcetonuria (PKU) y la enfermedad de orina de jarabe de arce. También podríamos mencionar otras enfermedades metabólicas tales como la enfermedad de Menkes o el síndrome de Lesch-Nyhan. Por último, hay un grupo específico de enfermedades metabólicas que afectan el cerebro que se clasifican como Enfermedades de almacenamiento de glucógeno. Estas enfermedades son causadas por un defecto en el procesamiento, la síntesis y degradación del glucógeno (tienda de cuerpo de glucosa) en el hígado, los músculos y el tejido adiposo. Por lo general, se heredan, aunque algunos de ellos podrían ser adquiridas por intoxicación con algunos productos derivados de hierbas peligrosas.

Enfermedades Neuromusculares

En los niños, los defectos neuromusculares generalmente se derivan de anormalidades genéticas que causan la alteración de las estructuras de nervios y músculos. Son la principal causa de discapacidad física en los niños. Los ejemplos de los defectos genéticos que causan enfermedades neuromusculares en los niños son: síndrome myasthenial congénita, la distrofia muscular de Duchenne, miopatías congénitas y atrofias espinales hereditarias.

En esta sección, también podríamos hablar de las enfermedades que son causadas por la formación incompleta de la médula espinal. Estos incluyen la espina bífida, espina bífida oculta, meningocele, mielomeningocele. Tales condiciones pueden ser diagnosticadas en el útero o durante el parto.

Enfermedades traumáticas / Ambientales

Los trastornos neurológicos en los niños también pueden ser causados ​​por una lesión física real en el cerebro que se produce secundaria a traumatismo o accidentes. También puede referirse a las enfermedades cerebrales que son causados ​​a la exposición prolongada a metales tóxicos, ya sea en el útero o en la vida cotidiana.

Por ejemplo, los fetos pueden estar expuestos a altos niveles de mercurio en el útero si sus madres consumen una gran cantidad de mariscos y pescados como el atún, las sardinas, la caballa y el salmón.

 

Del mismo modo, hay pedazos de pintura y juguetes hechos de plomo y al que están expuestos los niños en sus primeros años de vida. Esto también podría conducir a daño cerebral en función del nivel y de la cronicidad de la exposición. La investigación ha demostrado que tal exposición ambiental puede desempeñar un papel en el desarrollo de enfermedades tales como por Déficit de Atención e Hiperactividad (ADHD), parálisis cerebral, alteración del aprendizaje y retraso en el desarrollo.

Tratar con un niño que sufre de un trastorno neurológico o cualquier daño cerebral de cualquier tipo no es una tarea fácil. Los niños son conocidos por ser juguetón, alegre y llena de vida, y el sufrimiento con una enfermedad paralizante pueden afectar negativamente a ese carisma. Es particularmente importante que los padres siguen siendo tan atento y cariñoso, pero lo más importante, muy sensible a la interacción de sus hijos con su entorno, ya que esto podría determinar lo bien que hacer frente a su deterioro estigmatizante para el resto de sus vidas.

Deja un comentario